Extender las alas hasta Nueva York: aves, carreras profesionales y conservación

Por Mirna Borrego Lazalde / Oficial de Servicios Educativos

Acercarme a la conservación de las aves me ha dado la oportunidad de ver sitios que jamás imaginé, conocer personas que me han dejado mucho aprendizaje y reafirmar que las aves nos necesitan tanto como nosotros a ellas, en este viaje he coincidido con personas que tienen un  interés genuino, noble y propositivo en el cuidado y apreciación de las aves y no solo eso, tuve la oportunidad de acompañar a Joan, en un viaje que estoy segura, no olvidará

El pasado 26 de abril de 2018, nominamos a  jóvenes de la comunidad de La Chorera, en la Bahía de San Quintín. De entre cientos de jóvenes de Latinoamérica y el Caribe, Joan Hernández fue seleccionado para participar en el taller “Aves, Carreras Profesionales y Conservación”. Joan es un joven entusiasta de la comunidad de La Chorera y quien forma parte del Club de Fotógrafos de Naturaleza: Huellas Volcánicas.

Foto: Marilu López Fretts / Cornell Lab.

El taller fue iniciativa del programa Celebra las Aves Urbanas del Laboratorio de Cornell. Es un proyecto de ciencia participativa fundado en 2007, en el Laboratorio de Ornitología de la Universidad de Cornell. Su principal objetivo fue integrar a personas de todas las edades en la ciencia participativa, el aprecio por las aves y los esfuerzos por la conservación.

Gracias al apoyo de la doctora Marta del Campo, y la directora del programa Celebra las Aves Urbanas, Karen Purcell, es que pudimos asistir al taller y durante 3 días nevados, entre árboles de colores y un cálido recibimiento, recorrimos el laboratorio en compañía de expertos, nos llevaron a explorar la colección de taxidermia del laboratorio y conversamos sobre aves migratorias extintas y aquellas que se encuentran en condiciones de riesgo, aprendimos sobre ilustración científica, grabación de sonidos de naturaleza y su implementación en temas de investigación y monitoreo.

Joan y Mirna durante el taller. Foto: Marilu López Fretts / Cornell Lab.

Platicamos con otros viajeros latinoamericanos que se encuentran realizando su doctorado en el laboratorio, visitamos la librería de sonidos de naturaleza Macaulay Library, realizamos una caminata nocturna por el santuario de naturaleza Sapsucker y en plena nevada observamos aves de colores que protagonizan un espectáculo entre el blanco paisaje.

Lo más valioso de esta experiencia no fue el sitio visitado, sino las personas increíbles que conocimos, jóvenes y sus chaperones provenientes de Chiapas, Yucatán, Valle de bravo,  Puebla, San Luis Potosí y Puerto Rico, personas que comparten el interés por las aves y que desde distintos modelos de organización comunitaria han realizado ciencia ciudadana y luchan por divulgar la importancia de acercarnos a las aves y que ahora nos han hecho parte de una red de divulgadores comprometidos con la comunidad.

Estuve cerca de Joan y del desarrollo de su proyecto, atendiendo sus dudas y aprendiendo juntos, estoy segura de que esta experiencia logró sensibilizarnos aún más sobre la conservación de la naturaleza de las aves, durante el taller, nos brindaron herramientas para el desarrollo de proyectos comunitarios que  fortalezcan la identidad de la comunidad y sobre todo propicien la apropiación y uso consciente de los espacios naturales.

Estamos comprometidos a continuar con esta experiencia, volvemos a casa con un proyecto por emprender y con el apoyo del laboratorio de ornitología para desarrollarlo.

¿Qué te gustaría, anhelas o sueñas para tu comunidad?
“Un equilibrio, comunidad/aves, que la comunidad nos apoye con los proyectos, con los cuidados, la conservación y respeto hacia las aves
“.

Joan, 15 años, miembro de la comunidad de La Chorera.
Foto: Marilu López Fretts / Cornell Lab.

VER ÁLBUM DE FOTOS DEL PRIMER DÍA

VER ÁLBUM DE FOTOS DEL SEGUNDO DÍA