Taller de construcción de proyectos fotográficos en La Chorera

Por Claudia Guzmán y Mirna Borrego / Terra Peninsular

En esta primera fase del proyecto, el Club Juvenil de Fotógrafos de Naturaleza Huellas Volcánicas recibió la capacitación en iniciación a la fotografía digital y en construcción de proyectos fotográficos a cargo del fotógrafo documental Alex Espinosa, el taller se realizó del 22 al 25 de enero de 2019 en La Chorera, San Quintín.

El club está constituido por 5 estudiantes de entre 11 y 15 años  de edad y es dirigido por su profesor de clase. El programa de Concientización y Participación Social de la mano con Servicios Educativos, trabajará con el club en la búsqueda de capacitaciones y en el desarrollo de actividades que nutran sus experiencias y los fortalezcan como grupo para desarrollar sus habilidades como fotógrafos que nos ayuden a entender qué pasa allá afuera.

Taller con Alex Espinosa (10)

¿Cuáles fueron los objetivos del taller?

  • Brindar herramientas teórico/prácticas de fotografía.
  • Profundizar en el desarrollo de un proyecto personal documentando un tema de su elección y en el que los integrantes del club trabajarán de manera individual para posteriormente se convertirá en una exposición colectiva. 
  • Conocer el contexto histórico, nacimiento y evolución de la fotografía documental.
  • Examinar estrategias, técnicas y teoría sobre cómo construir un proyecto fotográfico.
  • Conocer diferentes trabajos de fotógrafos documentalistas nacionales, latinoamericanos e internacionales.
  • Entablar un diálogo que fomente el debate y la reflexión acerca de las motivaciones que los llevan a querer desarrollar un proyecto fotográfico de esta índole.
  • Revisar portafolios para analizar los contenidos y motivaciones para su realización.
Taller con Alex Espinosa (14)

Importancia de la fotografía

Muchos de nosotros jamás hemos estado en la cálida sabana africana frente a majestuosos elefantes que hoy por hoy están en peligro. Viviendo en México, la mayoría no hemos tenido la oportunidad de conocer al carismático ajolote mexicano que se encuentra en los famosos y folclóricos canales de Xochimilco.

Incluso viviendo en Baja California ¿cuántos de nosotros hemos tenido la oportunidad de conocer a la vaquita marina, si no es a través de una imagen? Una fotografía puede llevarnos a estos sitios, transportarnos en el tiempo, mostrarlos lo que hay y ya no hay, contarnos historias, una fotografía es un escaparate y puede ser también un despertar a tu curiosidad.

La fotografía no sólo es sólo un lenguaje universal, es también una herramienta a la que la mayoría tenemos acceso, capturamos lo que nos gusta, lo que queremos recordar, preservar en el tiempo y compartir con otros, fotografiamos lo que nos importa, nuestra familia, nuestra mascota, viajes, algo que queremos evidenciar, nos tomamos selfies.

Pero también existen personas que se dedican a esto como un oficio y pasión, viven buscando las historias que importan contar a través de la fotografía, imágenes que nos transmitan un mensaje de esperanza y nos hagan sentir que podemos ser parte de una solución.

Y eso es lo que buscamos: incentivar en un grupo de estudiantes que por iniciativa de su profesor, salieron a explorar el sitio en el que viven, para mostrar y contarnos la riqueza natural de su comunidad, la problemática del aumento de tiraderos de basura clandestinos y ahora con nuevos proyectos en mente, contarnos las historias de la bahía, de los volcanes, de los humedales y la migración de las aves.

Queremos agradecer a Copper River International Migratory Bird Initiative (CRIMBI) y Cornell Lab of Ornithology por apoyar en la realización de este taller.

Taller con Alex Espinosa (1)